• 18/06/2024 13:47

Olavarría: Horror por un doble homicidio y posterior suicidio

Ago 30, 2023

Un hombre mató a su pareja y al hijo de 13 años de la mujer y luego se suicidó. Tras el macabro hallazgo, los investigadores encontraron cocaína, una maza que habría sido el arma que usó para los asesinatos y una carta donde el homicida intenta justificar el hecho.

 

Un menor de 13 años y su madre fueron encontrados asesinados en el interior de un freezer en una casa de Olavarría, mientras que el de un hombre de 38 años, fue hallado ahorcado en uno de los pasillos de la propiedad.
Tras una denuncia realizada por los familiares de las víctimas, este martes por la tarde, la Policía Científica realizó un allanamiento en una vivienda del barrio Carlos Pellegrini. Allí, hallaron los cadáveres de María Sandra Aguer, de 52 años, y de Thiago Contreras, de 13, en el interior de freezer; y el de Fabián Marcelo Ene, de 38, sin vida en otro sector de la casa.

En la requisa de la vivienda, los investigadores encontraron elementos claves para esclarecer el crimen y reconstruir las últimas horas con vida de la familia: una carta, una maza y cocaína.

 

Según fuentes de la investigación, Fabián Marcelo Ene dejó una nota escrita de puño y letra en el que expuso los motivos por los que decidió asesinar a su pareja y al hijo de la mujer.

En la carta, Ene explicó que estaba “cansado de no poder hacer nada y de que se quejen por todo. También de la rebeldía y las contestaciones del chico”.

Los investigadores creen que el hallazgo de cocaína es un indicio importante, ya que el consumo de esta sustancia pudo alterar o agravar el violento comportamiento del hombre.

En tanto, la Policía Científica secuestró una maza que sería el arma con la que el hombre mató a golpes Aguer y a Contreras, de acuerdo a lo que él mismo confesó en la carta que dejó.

El doble crimen se descubrió debido a que las hijas de Aguer recibieron mensajes escritos desde el celular su madre, en el que aseguraba que la mujer aseguraba que se había ido de la casa junto a su hijo. “En ese momento, empezaron a sospechar porque la mujer se había operado de la vista y no podía leer bien. Al no atender los llamados y solo responder por chat, se alarmaron”.

Tampoco podían comunicarse con el menor que, además, no asistía a la escuela Técnica N°2 desde el martes pasado. De hecho, la institución también hizo varios llamados, pero nunca recibió una respuesta.

Al llegar al domicilio, los agentes de la Comisaría N°2 de Olavarría golpearon la puerta. Como nadie contestó, ingresaron a la vivienda a través de una ventana y se encontraron el macabro hallazgo.