Atlético Tucumán: dolor por la muerte del colombiano Andrés Balanta durante un entrenamiento

Dolor en el fútbol. Andrés Balanta, el mediocampista colombiano de 22 años, «sufrió una descompensación durante la práctica de fútbol con el plantel, que en principio derivó en un paro cardíaco, y fue trasladado de forma urgente al hospital, pero no pudo ser reanimado», indicó el parte médico.

 

 

El futbolista colombiano Andrés Balanta falleció este martes a causa de una descompensación, mientras se entrenaba con sus compañeros de Atlético Tucumán, en el segundo día de la pretemporada.

El deceso de Balanta fue confirmado por el club tucumano en redes sociales: «Atlético Tucumán lamenta confirmar el fallecimiento del futbolista colombiano Andrés Balanta. Abrazamos y acompañamos con profundo respeto a sus familiares y amigos en este momento».

 

 

El mediocampista, quien tenía 22 años, «sufrió una descompensación durante la práctica de fútbol con el plantel, que en principio derivó en un paro cardíaco, y fue trasladado de forma urgente al hospital, pero no pudo ser reanimado», según el parte médico. Balanta murió en el centro de salud de la capital tucumana.

La Federación Colombiana de Fútbol (FCF) dio cuenta del fallecimiento de Balanta y dejó este mensaje en su cuenta oficial de Twiiter: «La Federación Colombiana de Fútbol lamenta el fallecimiento de Andrés Balanta, jugador de la selección en sus diferentes categorías. Enviamos nuestras condolencias a sus familiares, amigos y allegados. Q.E.P.D.».

El ex Deportivo Cali, de Colombia, se incorporó al «Decano» en el segundo semestre, solicitado por el entrenador Lucas Pusineri, quien lo dirigió en esa institución donde disputó un total de 7 partidos.

 

Andrés Balanta,

 

Tanto sus compañeros como el cuerpo técnico y dirigentes de Atlético Tucumán permanecieron en la guardia del Centro de Salud , desconsolados ante la noticia del fallecimiento de Balanta.

«Los detalles de lo ocurrido los dará en su momento el Ministerio Pública Fiscal (MPF), que intervino como cuando ocurren situaciones de esta índole, y el Ministerio de Salud Pública porque fue asistido en el Centro de Salud ‘Zenón Santillán’ que es el lugar más cercano al estadio donde se realizaba la práctica», informó el vicepresidente segundo Ignacio Golobisky.

El dirigente, que estuvo acompañado por sus pares Gabriel Alperovich (vice primero), Gonzalo Carrillo (vice tercero) y Mario Ávila en la conferencia de prensa realizada en el Monumental, manifestó su tristeza por lo ocurrido.

«Estamos destruidos, no hay otra palabra. Estuvimos todos en el hospital», indicó por su parte Alperovich.

El futbolista caleño era uno de los jugadores más queridos en el plantel por su carisma y su don de gente y eso se observó en el Centro de Salud donde se manifestaron los gestos de desconsuelo de todos sus compañeros.

 

Andrés Balanta y el final prematuro de una promesa del fútbol colombiano

 

Hasta hace menos de un año, Balanta era un habitual en los microciclos de la selección Colombia y uno de los jugadores más destacados del Deportivo Cali que se coronó campeón de la Liga Betplay 2021/II.

Justo cuando comenzaba a gozar de la confianza de su entrenador, Lucas Pusineri, su carrera y su vida terminaron de manera abrupta.

Nacido en Cali el 18 de enero del 2000, el jugador se formó en la escuela Carlos Sarmiento Lora, cantera de muchos de los talentos más notables del fútbol vallecaucano. Con once años llamó la atención de Hernando Arias, director de las divisiones menores del Deportivo Cali, que no tardó en sumarlo al proceso formativo del cuadro azucarero, uno de los de mayor reconocimiento en el país.

En el diario El País de Cali, Hernando Arias contó en una entrevista de 2018 cómo lo descubrió:

“Andrés llegó al Cali a los 16 años. Yo lo vi en un partido del Torneo Nacional sub-17 y me pareció un jugador muy interesante. Jugaba como central, pero yo le propuse que le iría mejor como mediocampista por su proyección de talla. Él aceptó. Es un muchacho, además, muy culto y educado, y por eso tuvo esa posibilidad de debutar tan temprano”

 

Balanta también llamó la atención de los cazatalentos de la selección Colombia y no tardó en sumarse al equipo que participó primero en el Campeonato Sudamericano sub-17 de 2017 celebrado en Chile, donde se hicieron con uno de los cuatro cupos a la Copa del Mundo de la categoría celebrada en India. Balanta también participó del mundial, donde llegarían a los octavos de final donde fueron eliminados por Alemania. De nuevo, jugó todos los partidos. También disputó los Juegos Bolivarianos 2017 celebrados en Santa Marta, en los que Colombia fue el vencedor.

Su debut con el cuadro azucarero era cuestión de tiempo y el 7 de mayo este llegó ante Deportivo Pasto, donde jugó todo el partido. Sin embargo, el juego que le hizo destacar a los ojos del fútbol colombiano llegó días después.

Fue el 13 de mayo, en el primer partido por los cuartos de final de la liga contra Atlético Nacional. Balanta entró a los 51 minutos reemplazando a Abel Aguilar y pronto se hizo con el control del mediocampo. Una recuperación suya inició la jugada que culminó el delantero Nicolas Benedetti para darle la victoria al Cali por la mínima diferencia.

Una semana más tarde en su primera conferencia de prensa, Balanta contaba que una vez finalizado el partido el propio Abel Aguilar no hacía más que felicitarlo. “Me dijo que así tenía que entrar siempre, que no me dejara llevar por el momento y que hay que seguir trabajando”

Aunque en su etapa formativa jugaba como defensor central, en el Cali fue reconvertido como mediocentro. Era recio en la marca, pero también desarrolló un buen pie y una lectura de juego que le permitía buscar el campo rival. En ese sentido no era muy distinto de otros jugadores como Matheus Uribe o Jefferson Lerma, lo que daba fuerza al hecho de que podía consolidarse como una alternativa a estos jugadores en una eventual convocatoria en un futuro. En el Cali tuvo algunos minutos más durante el segundo semestre de 2018 con Gerardo Pelusso como entrenador.

 

Andrés Balanta fue campeón de la Liga Betplay 2021/II con el Deportivo Cali, siendo uno de los jugadores más destacados del equipo

 

Su verdadero despegue fue en 2019, cuando llegó al banquillo verde Lucas Pussineri, que no dudó en darle la titular. También se hizo un lugar en la selección Colombia sub-20, con la cual disputó el Campeonato Sudamericano de la categoría en Chile, y luego la Copa del Mundo celebrada en Polonia donde alcanzaron los octavos de final. Más tarde participó del Preolímpico Sudamericano sub-23 celebrado en Colombia, donde esta vez se quedaron con las manos vacías.

Sin embargo, en 2019 también le dio un susto al club cuando se desmayó en medio de un entrenamiento previo a un partido de Copa Colombia ante Junior. La decisión fue inmediata: no sería convocado para dicho encuentro mientras se realizaban una serie de exámenes. Una vez realizados, el Cali confirmó en un comunicado que no había nada fuera de lo normal en ellos.

El médico del club, Gustavo Portela, en diálogo con La Banda Deportiva, explicó que en vista de esos resultados el problema pudo ser de carácter metabólico:

“Estamos pensando que sea un síncope de tipo metabólico por una baja de glucosa, pero que haya una situación que nos lleve a preocuparnos, ninguna. Estamos pendientes de un holter (máquina que registra los ritmos cardíacos)”

En dicha entrevista también dio detalles muy concretos sobre los exámenes que se le hicieron a Balanta:

“La parte neurológica ya se terminó, no encontramos absolutamente nada, la parte cardiológica y el electrocardiograma están leídos, solo resta leer el holter, en la parte metabólica tampoco hemos encontrado nada. Por protocolos como en todo el mundo, estos eventos tienen que observarse entre 48 y 72 horas, no tengo criterios para mantenerlo hospitalizado, pero estamos cumpliendo el protocolo

Finalmente, no se detectó nada anormal y el jugador regresó a las prácticas poco después.

Poco a poco el Cali armó un equipo competitivo al que además de jugadores como Teófilo Gutiérrez y Harold Preciado o la seguridad en el arco de Guillermo De Amores, se sumaba el equilibrio aportado por el propio Balanta en la mitad. Finalmente en el segundo semestre de 2021 y con Rafael Dudamel en el banco, el Cali logró la décima estrella superando al Deportes Tolima en Ibagué.

 

 

Balanta no vio mucha acción en Copa Libertadores y tras completar su participación en el primer semestre donde el Cali no clasificó a los cuadrangulares, se confirmó que iba en calidad de préstamo al Atlético Tucumán de Argentina. Allí lo esperaba un viejo conocido, Lucas Pussineri. En el Decano disputó apenas siete partidos y siempre desde el banquillo, en una campaña en la que el club fue uno de los grandes animadores del torneo argentino hasta las últimas fechas, terminando en la quinta posición.

El pasado lunes el club inició la pretemporada para preparar la disputa del torneo argentino y de la Copa Libertadores. Todo transcurrió con normalidad, y el martes parecía que también sería el caso, pero cuando apenas pasaron cinco minutos del entrenamiento, Balanta se desplomó en el piso. Los presentes intentaron reanimarlo sin éxito y lo llevaron al Centro de Salud de Tucumán, donde finalmente se confirmó su fallecimiento.

Related posts