Rosario: Balean un auto en la puerta de una cochería mientras velaban a un joven asesinado

El hecho ocurrió el miércoles en la puerta de la casa fúnebre donde velaban a Brian Calegari, un joven de 28 años asesinado el martes pasado en Biedma y Espinillo durante una balacera. Luego del incidente, diez móviles policiales custodiaron el cortejo fúnebre.

 

 

 

El hecho ocurrió este miércoles en Matienzo al 3300 de Rosario, donde velaban a Brian Calegari, un joven de 28 años asesinado el martes pasado en Biedma y Espinillo durante una balacera.

El episodio comenzó pasadas las 19, cuando dos motociclistas encapuchados pasaron por la cochería Copeto, y abrieron fuego reiteradas veces contra un automóvil que se encontraba en la puerta del lugar, para luego huir a toda velocidad.

Si bien el vehículo dañado pertenece a una empleada del local, se investiga si se trató de un amedrentamiento contra la familia del joven asesinado.

El ataque fue denunciado al 911, por lo que minutos más tarde se hizo presente personal policial, que confirmó que el automóvil baleado recibió al menos seis impactos de bala

Voceros de la justicia local indicaron que cuando los atacantes dispararon, en la cochería se encontraban pocos familiares del fallecido.

El martes pasado, Calegari se encontraba junto a su hermano sentado en el cordón de la calle Espinillo al 3600, cuando fueron sorprendidos por dos personas en moto, que comenzaron a efectuar disparos.

Producto de este episodio, Calegari debió ser trasladado al Hospital de Emergencias Clemente Álvarez, (Heca), donde horas más tarde falleció.

 

(PH: Rosario 3)

 

Los dos motociclistas encapuchados pasaron por la cochería Copeto y abrieron fuego contra un auto estacionado en la puerta del lugar y el frente de la funeraria, para luego huir a toda velocidad. Si bien el vehículo dañado pertenece a una empleada del local, una posibilidad podría ser un amedrentamiento contra la familia del joven asesinado. Se escucharon al menos cuatro disparos. El auto, un Peugeot 307, recibió un impacto de bala al igual que el frente de la casa fúnebre.

“No estamos amenazados ni tenemos problemas con nadie. Mi hijo se juntaba con unos pibes del Fonavi y en las calles del barrio se venden drogas, pero Brian era un chico excelente y nosotros somos una familia de trabajadores, nunca estuvimos ligado a eso. No sé realmente por que balearon la cochería ahora”. Sebastián Calegari, el padre de Brian,  quien aseguró no saber los motivos por los cuales dos personas en moto balearon la tarde del miércoles la cochería en Matienzo al 3300 donde velaban los restos de su hijo.

“No sé que pasa. Mi hijo ya está muerto y no sé por qué lo mataron, me lo sacaron así. Y siguen con estas cosas. No sé si será un problema de la cochería o se confundieron. Ni a mi ni a mis otros dos hijos, que son chiquitos, nos amenazaron. Yo soy camionero y pagué el sepelio sin deberle nada a nadie. No se que pasó”, dijo Sebastián preocupado.

 

Brian Calegari fue asesinado el martes en Espinillo al 3600, de la ciudad de Rosario

 

El ataque también sorprendió a los empleados de la funeraria. “Estamos tan asombrados como todos. No tuvimos ningún tipo de amenazas ni cosa por el estilo. Al momento de los disparos había poca gente dentro del salón, tanto por una cuestión de protocolo Covid como por que llovía demasiado. Cuando se escucharon los impactos la gente se puso mal; lloraron y se preguntaban el porqué del ataque”, aseguraron.

Inmediatamente después se decidió cerrar el lugar y se invitó a los deudos a que se retiraran. “En enero también sufrimos un ataque similar. Era en un velorio por una muerte violenta, al igual que en este caso, tal vez fue un alerta para la familia, suele suceder”, admitieron desde la casa.

Las empresas funerarias tienen la obligación de ofrecer el servicio de sepelio, no el velorio, si la persona a velar no tiene recursos. Esto se logró por medio de una acuerdo con el municipio de Rosario.

A raíz del ataque, unos quince efectivos con escopetas y algunos pertrechos y alrededor de una decena de móviles policiales acompañaron la mañana del jueves al cortejo fúnebre de Brian hasta el cementerio La Piedad en resguardo de la familia.

 

Related posts

Deja una respuesta